aa
 
  La Compañía de María. Un proyecto de educación
 



 

 

 

   Introducción

1 El documento que presentamos a continuación trata de responder a los deseos de quienes preguntan por la especificidad "Compañía de María", quiere dar continuidad al proceso histórico desencadenado en 1607 en términos de hoy y ofrecer luz sobre el porqué de nuestro modo de proceder.

2 Su título quiere poner de relieve la comprensión que la Compañía de María tiene de sí misma desde la unidad de su ser. Su identidad educativa la configura en totalidad y, desde la Iglesia, la proyecta, como presencia y acción en la sociedad.

3 Con ello se expresa también que todos/as los que de una u otra manera nos sentimos Compañía de María, caminamos juntos/as en el compromiso de crecer, como educadores y educadoras, en las dimensiones hondas de nuestras propias vidas.

4 Son muchos los encuentros de educadores/as que se han venido teniendo con el fin de enriquecer y dar vida a nuestro modo de hacer educación.

5 A través de ellos se han recogido ideas, experiencias e inquietudes que respondieron, en cada ocasión, al intento fecundo de actualizar la tarea educativa. Con ellos el nombre Compañía de María, como elemento que nos unifica y entrelaza, ha creado nuevos cauces de relación y amistad y todos/as lo hemos visto trascender por encima de la realidad inmediata de cada uno de nuestros centros.

6 Un grupo interprovincial integrado por Julia Suárez, M" Pilar Vera, Concepción Aguilar, Gloría Santos, Antonio Pineda, Begoña Zubizarreta y Garbiñe Erdocia han dado forma a la reflexión y a las aportaciones que se han ido haciendo, a lo largo del año, a partir del primer documento de trabajo. Este nuevo texto es el resultado de su tarea.

7Tender la mano, en permanente novedad, nos hace sentirnos a todos/as Compañía de María.


Julio, 1997

a
a